SYBERIA 3
Spanish Catalan English French German Italian Japanese Portuguese

¿Buscas algo...?

ANÁLISIS: TOTAL WAR: WARHAMMER [8,9/10]

Valoración del Usuario: 5 / 5

estrella activaestrella activaestrella activaestrella activaestrella activa
 

 

¿Eres un amante de los videojuegos de estrategia?, si a este ingrediente imprescindible le añadís altas dosis de fantasía con la potencia de la franquicia de Workshop, Warhammer, nos encontramos ante el plato caliente más apetitoso de la temporada veraniega, si eres usuario de PC, claro está.

No os rellenaremos de más palabras de la cuenta para explicaros lo indispensable o no que puede ser este título para los estrategos, pero si podemos adelantar, que el cuidado por ambas franquicias se ha fundido firmemente, haciendo de un título a tener en cuenta en lo que resta de 2016, y quizás sea el “Total War” más divertido de jugar desde sus inicios en Shogun, del que hace ya 16 años desde su lanzamiento y que suma en su palmarés innumerables criticas positivas al trabajo de The Creative Assembly con SEGA de la mano.

¡Estudiemos a nuestros enemigos!, movamos fichas cuidadosamente para no acabar con centenares de soldados a nuestro mando siendo pasto de los carroñeros y posicionemos todos nuestros dedos en el teclado y ratón de nuestro pc para desplegar el potencial de nuestra mente al universo de Warhammer, ¡Ahora en Total War!

Uno de los pilares básicos de la saga, y más aún si cabe en este último título en el mercado, es el potencial técnico que despliegan los títulos de la serie Total War, teniendo en cuenta que la mayor parte del rendimiento la absorbe las cientos de unidades en tiempo real en el campo de batalla, ordenes, movimientos de la I.A y en esta ocasión un más que notable despliegue de texturizado.

Si nos tenemos que quedar con el mejor punto a nivel visual de Total War: Warhammer, es sin duda el cuidado modelado y ambientación de los escenarios dentro y fuera de la batalla. Tanto el mapa de conquista, opciones, ilustraciones y sobre todo los lugares elegidos para las contiendas nos transportan de manera incondicional al universo de la fantasía de Warhammer, algo que entusiasmará a los fan´s de la franquicia de miniaturas y sin lugar a dudas a los de las series Total War.

Como todo videojuego, hay apartados más “potentes” que otros, o en los que recae el protagonismo de su éxito en la historia del divertimento digital. La jugabilidad es sin lugar a dudas el protagonista de Total War: Warhammer, en el que los usuarios habituales de la franquicia verán un aire fresco en diversos apartados y para el jugador ocasional o comprador del título por el llamamiento o melancolía de Warhammer deje en cualquiera de los casos un buen sabor de boca y la sensación de haber invertido bien su dinero.

¡Seamos sinceros!, hoy el día la exigencia en cada videojuego que sale al mercado es del 200%, dejando a un lado el objetivo real que los precede, el que sea divertido, entretenido, etc. Ahora queremos el videojuego perfecto en cada una de nuestras compras, en ocasiones se acerca más a lo que buscamos como jugador y en otras, la mayoría por la exigencia como protagonista, una decepción absoluta.

Para los amantes de la estrategia estamos ante un título muy completo, con cinco clases iniciales que darán cientos de horas de diversión a lo largo de cada una de sus campañas, muy diferenciadas entre así, y si queremos retar nuestro potencial y nos atrevemos a poner la dificultad en el modo más elevado, nos la veremos y desearemos para poder acabar cada uno de los niveles. A diferencia de otros títulos del género, no tendremos que construir edificios o mejoras durante la batalla, como ya conocerán los habituales de “Total War” dejando las tareas estratégicas no combativas para el preludio de cada una de ellas en el mapa principal, lo que nos permitirá asediar distintas zonas de formas diferentes y que incluso eviten una batalla campal. Además el contar con la temática Warhammer de fantasía, hará que nuestras unidades cuenten con magias, héroes con ataques especiales y un universo ya conocido en los juegos de miniaturas que no decepciona y divierte.

Una excelente banda sonora de principio a fin, como en cada entrega es ese personaje secundario que aspira al protagonismo en cada nota y que sin él, no habría juego. La banda sonora es tanto o más protagonista para el resultado final de un videojuego. Y que pondrá los pelos de punta en más de un momento épico una vez das las ordenes de movimiento de tus tropas, como ocurría en anteriores entregas. La Banda Sonora recae, en el conocido compositor de la franquicia Total War, Richard Beddow, que junto a Ian Livigstone y Tim Wynn han creado todas las pistas de audio del título de Creative Assemblys.

En el apartado sonoro y su doblaje, contaremos con un elevadísimo repertorio de sonidos que potencian la combinación musical y grafica favorablemente, aunque el doblaje a medias pese mella en la nota final, ya que han dejado las voces de las tropas en inglés y solo la de nuestro narrador de batalla doblada al castellano. Algo que debería de haberse cuidado dada las circunstancias, ya que queda “algo chapucero”. Podría haberse quedado por completo en su idioma original y evitar este extraño para el jugador.

Estamos ante un título sobresaliente, y que mejora lo ya visto, no solo en la última entrega Total War: Attila. Con menos errores de programación, mejor pulida, una inteligencia artificial muy elaborada y con el universo de Warhammer de cabo a rabo. Quizás el desarrollo en paralelo de la próxima entrega de Halo Wars para XBOX ONE y Windows 10 hiciera mella en la terminación, algo que de seguro, se solucionará a base de talón con los próximos DLC.

Si no conoces aún la franquicia Total War de Creative Assemblys esta es una oportunidad interesante para experimentar un sistema distinto a la estrategia ya conocida en PC. El poder conocer cada uno de los personajes, unidades, escenarios y el universo que caracteriza el trabajo de Workshop no tiene precio, ¡título imprescindible para conocedores de las miniaturas!, si te gustan los videojuegos y este género, claro está…

comments