Spanish Catalan English French German Italian Japanese Portuguese

¿Buscas algo...?

ANÁLISIS: POKKEN TOURNAMENT [8,5/10]

Valoración del Usuario: 5 / 5

estrella activaestrella activaestrella activaestrella activaestrella activa
 

 

Cada vez que alguien me plantea si un juego puede hacer que te compres una consola pongo como ejemplo lo que me sucedió a mí con Pokemon y mi primera consola portátil, la Game Boy Color. Como fan de los videojuegos siempre había querido tener la legendaria Game Boy pero las consolas de sobremesa tenían mis escasos ingresos de niño acaparados, además de mantenerme lo suficientemente ocupado como para no considerar hacerme con la portátil de Nintendo. Claro que todo esto cambio el día que uno de mis mejores amigos me enseño un juego del nunca había oído hablar, un juego llamado Pokemon Azul. Decir que me atrapo desde el primer minuto se quedaría corto. De hecho puso patas arriba mi mundo y me llevo a iniciar una carrera de ahorro masivo para poder comprarme una Game Boy Color y un cartucho de Pokemon Rojo.

Desde aquello ha llovido mucho, tanto como horas he invertido y sigo invirtiendo en los juegos de Pokemon. Hemos visto muchas entregas de lo que a día de hoy es una de las sagas más importantes del mundo del videojuego. Y no solo hemos visto entregas para consolas portátiles, también hemos disfrutado de algunos títulos en consolas de sobremesa aunque por varios motivos dichos juegos nunca han tenido la esencia de los juegos para portátiles. No han sido malos juegos pero sí que han estado lejos de captar la esencia de Pokemon. Hoy estamos aquí para hablar de la última incursión de Pokemon en consolas de sobremesa: Pokken Tournament.

Pokken Tournament es un juego que originalmente se concibió para máquinas recreativas de Japón, pero el juego se volvió tan popular que Nintendo vio claro que tenía que llevarlo a Wii U para que todos disfrutáramos de esta vuelta de tuerca que es el último juego de Pokemon. Así que aquí estamos, ante un nuevo intento de repetir el éxito de la saga en una consola de sobremesa ¿Lo habrán conseguido esta vez?
Como jugador de Pokemon que ha jugado a la saga desde sus orígenes en 8 bits, siempre hace ilusión ver como mejoran los Pokemon con gráficos de consola de sobremesa de la generación en la que te encuentres en ese momento. El problema es cuando el término “actual generación” no se ajusta exactamente a los que puede verse a nivel grafico en Pokken Tournament. No me malentendáis, el apartado grafico del juego no es malo pero sí que no esta altura de lo esperado. Los excelentes modelados de los Pokemon contrastan con algunas texturas de bajas resolución y algún que otro diente de sierra. De hecho todo el juego arrastra una falta de nitidez debido a que la resolución del juego en general está por debajo de lo habitual. Esta decisión solo puede comprenderse al ver la calidad de las animaciones del juego. Los golpes son verdaderamente espectaculares y visualmente muy atractivos, por lo se puede intuir que se ha sacrificado resolución a cambio de ganar fluidez. Algo vital en un juego de lucha.

Respecto a los escenarios de combate vemos falta de atención por los detalles. El público de cartón piedra, los árboles y otros elementos del escenario hechos con texturas planas y muy poco definidas, nos llevan de vuelta a esos gráficos del Pokemon Stadium de N64 donde había muchos elementos que parecían pegatinas de colores más que modelados. En definitiva todo nos lleva a un apartado grafico lleno de contrastes, con detalles muy buenos y otros que simplemente no están a la altura de lo esperado en un juego de los tiempos que corren.

En cuanto a la jugabilidad tengo que decir que Pokken Tournament me ha sorprendido gratamente. Aunque ya había leído que este juego era una especie de fusión entre Tekken y Pokemon no esperaba encontrarme la profundidad en el sistema de juego de la que hace gala. Básicamente Pokken Tournament se distancia del estilo de los Pokemon Stadium y nos pone a los mandos de un juego de lucha de verdad pero protagonizado por Pokemon. Se aleja del combate por turnos y nos mete directamente en los intercambios de golpes, combos y estrategias propios de títulos de la talla de Street Fighter X Tekken, por poneros un ejemplo. Pokken Tournament cuenta con muchos elementos que lo convierten en un juego de lucha muy competitivo que hace las delicias de los amantes de los juegos de este género.

in embargo, esta profundidad no encuentra correspondencia en la variedad de modos de juego y de contenido. Por un lado, en los modos para un solo jugador, tenemos la liga Ferrum, donde competiremos para subir de división a base de combates. Esto se vuelve un poco repetitivo ya que como el juego solo cuenta con 16 pokemon nos da la sensación de estar compitiendo siempre contra los mismos rivales. Otra pega de este modo es la baja dificultad de los combates en los que solo nos encontraremos cierta complicación al llegar a la liga final. Es una pena que el modo de juego principal no aproveche la profundidad del sistema de combates y puedas superarlo a base de repetir los mismos combos y estrategias.

En cuanto al resto de modos para un solo jugador contamos con un modo versus donde podremos disputar combates contra la IA del juego y el modo entrenamiento, donde podremos practicar nuestros combos y estrategias. Este último modo nos va a venir muy bien si decidimos meternos en el modo de combates online. Aquí es donde está el verdadero desafío de Pokken Tournament. Además gracias a lo bien implementado que esta el código de red, se encuentran rivales de forma rápida y casi siempre con un nivel de habilidad muy similar al nuestro. En los combates online que he disputado para este análisis he podido comprobar porque se ha incluido Pokken Tournament entre los juegos que se verán en el prestigioso torneo EVO.
El apartado sonoro incide en esa sensación de falta de mimo por el detalle que percibíamos a nivel visual. La banda sonora está llena de contrastes, con temas emblemáticos de la saga Pokemon mezclados con otros totalmente intrascendentes y que olvidaremos nada más apagar la consola. Por otro lado los efectos sonoros y los doblajes de los Pokemon más característicos sí que son bastante fieles al espíritu de la franquicia. Para reforzar esta sensación de fidelidad también se ha incluido un selector de idioma para que podamos disfrutar de las voces en japonés o en inglés.


En resumen, Pokken Tournament es una vuelta de tuerca muy interesante al universo Pokemon que ha desembocado en un juego de lucha con un sistema de combates bastante profundo y que hará las delicias de los fans de Pokemon y los juegos de lucha. La lastima es la poca atención al detalle que queda manifiesta en un apartado grafico mejorable, una falta de contenido significativa, tanto en modos de juego como en la selección de luchadores, y un apartado sonoro que pudiendo ser sobresaliente solo cumple. No obstante lo espectacular de los movimientos, las posibilidades a nivel jugable que ofrecen sus combates y un modo online muy competitivo hacen que sea la primera piedra de la que espero que se convierta en una de las sagas de juegos de lucha más importantes del panorama del género lucha. No es un mal comienzo, simplemente es que podría haber sido mejor.

comments